Tienes mi Alma- Capitulo 2 (Roger Taylor)

Ir abajo

Tienes mi Alma- Capitulo 2 (Roger Taylor)

Mensaje  Ness Taylor el Jue Feb 07, 2013 4:18 pm

Aquí les traigo esta segunda parte, disfrútenla.

CAPITULO 2

Los pasos de Caled retumbaron en las paredes de los locales y Lilian se giro justo a tiempo para verlo desaparecer por una esquina.
Ella dejo escapar un suspiro lastimero y cayo de rodillas junto a Roger.
-Lo lamento tanto...
Roger se incorporo sobre uno de sus codos.
-Fui yo el que se metió- dijo sonriendo.
Lilian miro la sangre que manchaba sus finos labios y se apresuro a sacar un pañuelo de su bolsillo. Roger permaneció quieto mientras ella lo limpiaba suavemente.
Fue en ese momento cuando le cayo la ficha y Lilian se dio cuenta de quien era el joven frente a ella.
-¡Roger Taylor!- exclamo atónita- me parecías conocido... ahora me siento mucho peor ¿quieres ir a un hospital?¿puedes levantarte?
-Me duele un poco la boca, pero estoy bien, no te alteres.
La gente que pasaba los miraba extrañada pero ellos no parecieron darse cuenta.
-¿Seguro que no quieres nada?- inquirió ella.
-Yo no dije eso.
-¿Entonces?
-Me caería bien una cerveza ¿a ti no?
Lilian se echo a reír y luego asintió.
-Supongo que es lo menos que puedo hacer... Conozco un lindo lugar- dijo incorporándose, seguida de Roger.
Bajaron por la calle y luego doblaron en una avenida en dirección a uno de los puentes que atravesaba el rió Sena.
-¿Piensas decirme que onda con ese chico?- hablo de pronto Roger.
-Bueno, pues... me había invitado a salir y lo rechace, explicándole que yo no sentía lo mismo pero se puso como loco y comenzó a golpear los muebles del hotel. Me escape y me tope contigo...
-¿Hotel?¿ no vives aquí?
-No, soy Americana... vine a hacer un curso de psicología por dos semanas...
Roger parecía extrañado.
-¿Sigues estudiando? ¿cuantos años tienes?
-18.
-Guau, pensé que eras mas grande... Me haces sentir viejo y eso que tengo 25.
Cruzaron el puente y dos calles mas adelante se detuvieron en un bar llamado Flore.
El local ocupaba toda la esquina y sus grandes ventanales dejaba entrar la luz de la tarde al interior. Fijadas a las paredes habian innumerables cuadros y adornos de porcelana.
Se sentaron en una mesa al fondo del lugar y un mazo no tardo en parecer.
-Bienvenidos,¿que puedo servirles?
-¿Que cerveza tienes?- pregunto Roger.
El hombre rió falsamente.
-Aqui, señor, no vendemos bebidas tan comunes como esa- dijo despectivamente sacudiendo la mano- solo licores.
-¡Entonces, tráeme el licor mas caro que tengas!
El mozo arqueo una ceja y se retiro. Lilian quedo con la boca abierta.
-Roger, yo no ...- pero el la interrumpió.
-Yo pago, no te preocupes.
Al volver el mesero traía con sigo una bandeja en alto. Coloco las dos copa de vidrio tallado sobre la mesa y un paquete de tela roja.
-Dos coñac sabor cereza de Madame Scarlet y cortesía de la casa, bombones artesanales- sin mas, se retiro.
-Bueno- comenzó Lilian- ¿y... que haces en Francia?¿Estas de gira?
-Si- se apresuro a responder el- solo nos falta un show, mañana a la noche.
-Oh, como me encantaría ir...
Roger levanto la vista para verla olisquear su copa y una sonrisa se le escapo de los labios.
Una figura al otro lado del ventanal llamo su atención, se achico el estomago del susto y tan rápido como pudo, tomo a Lilian del brazo arrastrándola con el debajo de la masa.
-¡¿Que ocurre?!
Roger le tapo la boca y señalo con la otra mano hacia afuera.
-¿Ves a esa mujer? Es la coordinadora de la banda y va ha matarme si me encuentra.
Se trataba de Selene que con su porte y su cabello platinado destacaba entre la multitud. La mujer escudriño el interior del local con una mueca de frustración y luego siguió su camino.
-Ya se fue- dijo Roger mientras estiraba los brazos por encima de la mesa y le entregaba su bebida a Lilian- Toma... No te molesta quedarte aquí abajo ¿no?
Lilian contemplo aquellos ojos azules comprendiendo que se encontraba en una situación un tanto extraña. Se hallaba en París, debajo de una mesa en un bar y acompañada por uno de los mejores bateristas de la época.
-No hay problema...
Roger hurgo en su chaqueta y encotro un paquete de cigarrillos, se llevo uno a la boca y lo prendió.
-¿Quieres uno?
-No, estoy bien, gracias- respondió Lilian dándole un sorbo a su copa.
De inmediato el calor inundo su boca y descendió por su garganta, era tan fuerte que casi lo escupe. El sabor a cereza le recordó al jarabe para la tos.
-¡Puaj!
Roger rió con ganas, descanso el cigarrillo entre el dedo indice y mayor, y con la misma mano vació su vaso tallado de un trago.
-Aun eres una nena- dijo mirándola de reojo para ver como reaccionaba.
-Are como que no escuche eso, Roger.
-Emmm... ¿Pudo decirte Lily?
-Como quieras.
-Bueno, Lily, come un bombón, tal ves te quite el sabor del coñac- sugirió él acercándole el envoltorio rojo.
Lilian asintió y tomo un dulce, llavandoselo a los labios con cautela. De inmediato degusto el chocolate y la crema de moras.
-Son riquísimos, prueba uno- repuso ella desenvolviendo otro para pasarle a Roger.
-Es verdad...- dijo él en el momento en que la malhumorada cara del mozo se asomo al revés por el borde de la mesa.
-No se puede fumar aquí, señor.
Roger torció la boca, parecía a punto de escupirle. Pero en vez de eso apago su cigarrillo contra el suelo de mármol manchandolo con ceniza y saco su billetera.
- La cuenta - Exigió fríamente.
-200 euros.
Lilian abrió mucho los ojos, no podía creerlo. Estaba a punto de protestar cuando Roger le entrego el dinero al hombre.
- No esperes propina, viejo -Comento Roger tomando la mano de Lilian - Que pésimo servicio.
Salieron del bar, el sol se estaba poniendo pintando las nubes de rojo y naranja.
-No voy a dejarte elegir bares otra vez - Digo Roger guardándose la billetera -Bueno... ¿Quieres que te acompañe a tu hotel o... ?
Pero Lilian se puso en marcha y tiro de Roger, ya que no se habían soltado las manos.
-Vamos a lo torre Eiffel, hasta ahora no he podido subir- dijo ella mientras Roger se ponía a su altura- es que... Me da un poco de miedo subir sola...
-Esta bien, linda.
~Sos una ruin mentirosa, Lilian~ se dijo a si misma, ~ya vas subiendo como cinco veces~
-Parece que lloverá- anuncio Roger mirando el cielo- sera mejor que apuremos.
Caminaron barias cuadras hacia el este, pasando por cuadras adoquinadas mientras el sol desaparecía y el cielo pasaba del rojo al violeta azulado. En el momento en que la luna se vio entre las nubes oscuras, la lluvia cayo sobre ellos.
Solo les faltaba cruzar las avenidas y ya estarían en el parque.
-¡Corramos!- urgió Roger divertido.
Un auto freno de golpe cuando ellos bajaron a la calle, pero siguieron adelante a pesar de los bocinazos del conductor.
Roger sonreía de par en par, con el flequillo pegado a la frente.
Lilian le apretaba fuerte la mano en el intento de no caerse en el barro.
Llegaron a la base de la torre y se refugiaron debajo de ella. No había nadie, el ascensor estaba serrado.
-Oh... tardamos demasiado...- se lamento Lilian leyendo el cartel " suspensión por mal tiempo, por favor, regrese mañana :3 ".
Roger miro la lluvia caer y salio del refugio de la torre, mojándose. Lilian se giro y un escalofrió le recorrió la espalda sacandole el aliento.
Roger tenia el rostro levantado, apuntando al cielo, sus ojos estaba serrados. La lluvia le recorría la nariz, la mandíbula y el cuello. De pronto abrio sus ojos azules que se encontraron con los de ella. Su mirada era tan profunda que la atravesó como una espada.
Roger sonrió levantando un brazo, tendiéndole la mano. Lilian avanzo, pero la suela de su sandalia resbalo y ella trastabillo hacia adelante.
Pero Roger la atajo a tiempo rodándola con los brazos.
-Gracias...- logro murmurar Lilian, antes de descansar el rostro en el hombro de él.
Roger la estrecho contra si y se dio cuenta que llebaba tiempo esperando eso. Se sentía completo y el corazón le latió con fuerza, eufórico.

^Hotel de Vendome, Habitación 452^

-¡Voy a matarlo! ¡nunca debí dejarlo ir!- se lamentaba Freddie mientras iba de un lado a otro con sus pantuflas de piel.
-Conociendo a Roger, igual se abría ido- acoto Brian, quien miraba la tormenta por la ventana.
Se encontraban en el living y ya era pasada la media noche. John entro en la habitación con un baso de brandy y se lo entrego a Freddie.
-Fred, intenta calmarte, Roger sabe cuidarse solo.
Freddie miro los ojos tranquilos de John y de un trago se tomo el brandy.
-¿Estas segura que no lo viste?- pregunto Brian a una cuarta persona que se encontraba en un rincon, Selene.
La mujer tenia una expresión sombría en el rostro y con voz fría respondió.
-No, lo busque por todos lados pero no lo encontré.
-Estamos en problemas si no aparece, mañana es el concierto cierre...- dijo John- es raro... el mismo llamo a un estilista para que le tiñera el cabello a las diez y aun así no apareció...
-¡Seguro lo raptaron!- exploto Freddie tirandese el cabello.
Unos golpesitos rítmicos sonaron en la puerta , llamando. Freddie corrió hacia ella y la abrió de un tirón. Del otro lado se encontraba el mojado baterista.
-¡Fred!- le saludo Roger.
¡PLAF!
La sonrisa se le borro cuando la mano de Freddie le golpeo el costado del rostro.
-¡Eres un idiota!- luego las rodillas le flanquearon y rompió a llorar arrojándose a los brazos de Roger -¡ no v-vuelvas a hacerme e-esto!
Roger le acaricio la cabeza.
-Lo siento Fred, no lo volveré a hacer.
Brian se asomo por el umbral de la entrada.
-¿Busca a alguien, señorita?
-Esta con migo- repuso Roger soltando a Freddie y haciendo pasar a Lilian.
-Chicos, les presento a Lilian Carther.
Lily enrojeció al notar la mirada de todos sobre ella.
-Es un placer- murmuro.
Selene atravesó la habitación y salio de esta dando un portazo.
-Hola, querida- dijo Fred cortando el ambiente tenso.
-Hola y chau, discúlpame, pero tengo demasiado sueño y este- apunto a Roger- ya me tiene los nervios a la miseria- luego se perdió por el pasillo.
John la saludo con un gesto de cabeza y siguió los pasos de Brian. Roger también se encamino hacia el pasillo, pero volvió en pocos segundos.
-Toma- dijo mientras le pasaba una toalla.
-¿ Así que caíste en las garras de este aprovechado, querida?- inquirió Freddie.
Roger le saco la lengua y Lilian se rió.
-La invite a que se quedara aquí, porque ya es tarde y esta diluviando afuera.
-nunca un caballero debe permitir dejar a una dama bajo la lluvia- corroboro Fred- bueno, vamos querida, te enseñare donde esta el baño.

Lilian se había dado una ducha rápida y vestía un buzo demasiado grande prestado por Roger, que le llegaba hasta las rodillas. Salio de habitación vaporosa para encontrarse con un adormilado baterista.
-Supongo que estarás cansada, puedas dormir en mi cama.
-¿Y tú?
-Hay un sofá en el cuarto de John.
-Roger eres muy amable, gracias.
-Aun no me agradezcas, espera a ver la sorpresa que te tengo para mañana.

Continuara...
avatar
Ness Taylor
all dead all dead
all dead all dead

Cantidad de envíos : 9
Edad : 21
Fecha de inscripción : 14/10/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Tienes mi Alma- Capitulo 2 (Roger Taylor)

Mensaje  Fati Mercury el Dom Feb 10, 2013 11:42 pm

Me encanta tu fanfic n_n ansío la llegada del próximo capitulo, admiro tu capacidad para redactar y tu vocabulario amplio :3 saludos y bendiciones
avatar
Fati Mercury
spread your wings
spread your wings

Cantidad de envíos : 42
Edad : 23
Fecha de inscripción : 08/09/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Tienes mi Alma- Capitulo 2 (Roger Taylor)

Mensaje  Ness Taylor el Jue Feb 14, 2013 11:35 am

Me alegro de que te gustara :DD y gracias por tu comentario, yo también admiro tus obras.
avatar
Ness Taylor
all dead all dead
all dead all dead

Cantidad de envíos : 9
Edad : 21
Fecha de inscripción : 14/10/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Tienes mi Alma- Capitulo 2 (Roger Taylor)

Mensaje  Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.